juan leon

Seguirá viviendo en el corazón de los humildes

“Es un momento de dolor, muy difícil, que no se me quitará, porque Fidel es un hombre que no debía morir y seguirá viviendo en el corazón de todos los hombres humildes, por el valor de sus enseñanzas para los cubanos, los latinoamericanos y el resto de los seres humanos del mundo”.

Al expresarse así, Juan León Muñiz se identifica como un nacido “con el desembarco del Granma”, hace 60 años, “hijo de esta Revolución”, ahora invadido por la pena tras conocer anoche el fallecimiento del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz por los medios nacionales de difusión.

“Los 90 años de Fidel son un ejemplo de una vida de rebeldía, por lo que de su deceso debe hablarse con la expresión de José Martí: Cuando se muere en brazos de la Patria agradecida, la muerte acaba, la prisión se rompe; empieza al fin, con el morir, la vida”, afirma el responsable de tecnologías y medios educacionales en la Universidad de Ciencias Médicas de Guantánamo.

“Fidel me deja un legado de grandes valores, como antes Martí, privilegio que comparto como cubano, pues muy pocas naciones tienen en su historia a tales personalidades, de modo que su partida física sólo hará crecer mucho más en mí y en todos los seres agradecidos mi admiración, mi respeto y mi fidelidad a su memoria”, concluye, tras participar en un mitin, junto a los demás trabajadores y estudiantes de su centro, y firmar el libro de condolencias allí abierto desde horas de la mañana de este sábado.

madelaine

Le rendiremos homenaje en cada barrio

“Para el pueblo guantanamero ha sido muy conmovedor conocer la muerte del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, fundador de nuestra querida organización, la más masiva en el país; por eso le rendiremos el merecido homenaje en cada barrio y recogeremos firmas como expresión del duelo”.

Así constata Madelaine Louit Moya, secretaria de vigilancia, prevención e ideológica de la Coordinación provincial de los Comités de Defensa de la Revolución (CDR), el dolor por la desaparición física del líder histórico, al tiempo que destaca la ejemplaridad de su conducta revolucionaria, su patriotismo, la profundidad de sus ideas, el valor de su actuación para Cuba, Latinoamérica y el mundo.

“Es para siempre Fidel, nuestro guía, quien nos enseñó y nos formó como personas revolucionarias, que le dedicó su vida al pueblo y a la defensa de la Revolución. Él manifestó con actos su humanismo y su solidaridad, y muchas otras razones por las cuales su muerte nos duele, a la vez que nos hace valorarlo como un paradigma de hombre, de revolucionario ejemplar”, dice, con voz entrecortada por la emoción.

Considera esta dirigente popular que Fidel es un ejemplo que debe seguir todo cubano patriota, todo revolucionario de hoy y de mañana, consideración que extiende al resto de las naciones latinoamericanas. “Fidel seguirá siendo para siempre Fidel”, reitera.

alidices

Mi comunidad salió anoche a la calle

“Mi comunidad de El Salvador salió anoche a la calle, muchas personas llorando, al conocer la noticia de la muerte de Fidel”, relata Alídices Gené Sierra, integrante del secretariado provincial de la Federación de Mujeres Cubanas (FMC).

“Es muy triste la noticia, porque Fidel es un hombre grande de la historia, no sólo de Cuba, sino del mundo, como comprobé cuando visité China. Desde temprano hemos recibido llamadas y visitas de mujeres, dirigentes de base, en la sede provincial de la organización expresando sus condolencias”, continúa.

Reseña su admiración por las cualidades del fundador de la Revolución Cubana, su actitud, su consagración, su empeño en la promoción social de la mujer, como “una persona dulce, sencilla, de principios, de sabiduría”, que vio siempre desde el presente el futuro de la obra a la que dedicó casi toda su vida.

“El Comandante en Jefe es mi paradigma y mi inspiración, no sólo para mi trabajo sino para mi vida personal, al que todos debemos imitar en lo cotidiano y propio. Estoy triste por su pérdida, y cuando miro a mi alrededor aprecio que hasta el ambiente del día se siente triste y ha amanecido de duelo. El ha muerto, pero su ejemplo vive y vivirá”, reafirma la dirigente femenina guantanamera.

rufino

Todo lo que tengo y lo que soy se lo debo a Fidel

Consternado se siente desde la noche de ayer Rufino Gómez Guilarte, por el fallecimiento del “padre de la Revolución” en Cuba y en el mundo moderno, y cuya existencia de nueve décadas significan mucho para este hombre de origen humilde y campesino.

“Todo lo que tengo y lo que soy se lo debo a Fidel, pues gracias a sus luchas llegué a ser dirigente sindical, licenciado en Educación y deudor de sus enseñanzas”, ejemplifica quien se desempeña actualmente al frente de la administración y las finanzas de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC) en la provincia de Guantánamo.

Acentúa asimismo el constante ejemplo de unidad dado por Fidel a los largo de sus empeños revolucionarios, tanto en el movimiento sindical como en los demás sectores. “Su muerte nos compromete a ser y actuar mas como socialistas y revolucionarios cubanos, hacer cada día mejor las cosas, según su ejemplo, y él sigue vivo en nosotros precisamente por esa actuación relevante”.

Humanismo, solidaridad, patriotismo, altruismo, confianza en la moral de los hombres, en los jóvenes, para garantizar un mejor futuro de la Patria y el Socialismo, son valores que este cuadro del movimiento obrero admira en el Comandante en Jefe, de quien rememora como estímulos inolvidables su participación en los congresos de la CTC y de los sindicatos.

“Su muerte nos duele, pero mi mayor impresión es su vida, que siempre nos inspirará”, subraya el dirigente sindical.

firma del libro de condolenciasDesde la mañana de hoy se firma un libro de condolencias en la Universidad de Ciencias Médicas de Guantánamo