Imprimir

1Guantanamo logo beisbol

Ya la preselección de los Indios Guerreros del Guaso invaden los predios del estadio Van Troi, y como cada año el Gigante de San Justo “se llena de vida”: juegos de control en el terreno, lanzadores en el gimnasio fortaleciendo los músculos o realizando sus ejercicios prácticos al fondo de los jardines, al tiempo que el resto de los entrenadores corrigen y sugieren a los atletas la postura, la técnica, el corrido de bases, la explosividad... indicada.

Somos varios los curiosos que nos acercamos a ver cómo va “la cosa”, y más de uno se atreve a dar sugerencias y hasta llaman a los peloteros para instruirlos como si fueran sus managers personales.

Este es el momento de afilar, lo saben los jugadores, sus técnicos, el personal de apoyo y los “mirones”, porque el reto no es pequeño: salir del fondo –los Indios fueron los penúltimos en la 57 Serie-, volver a llenar las gradas del Van Troi del público bullanguero que en los últimos años ha ido desapareciendo y recuperar el juego alegre y entusiasta que no se dejó ver ni por asomo el año pasado.

Con la preselección, el momento de saltar para mejor es ahora y su principal prueba es “ahorita”. Lo que no se hizo bien en la captación y formación en los niveles inferiores emergerá y habrá que tratar de sortearlos con dedicación y voluntad, y de nada vale llorar por el que decidió tomar otro rumbo. Se debe trabajar con lo que se tiene para crecer porque al final, otros conjuntos en condiciones similares ya andan más lejos.

Hoy para que no nos sobrecojan durante el campeonato, se deben atajar el exceso de errores tácticos, tanto entre lanzadores, al bate, en el corrido de las bases y desde la propia dirección, superarnos en cada área de juego –fuimos de los últimos el año pasado tanto a la ofensiva como a la defensa y entre los lanzadores- e impregnar en cada atleta la disciplina, responsabilidad, ambición de triunfo y ánimos que muchas veces andan en falta.

También es el momento de dejar atrás las viejas divisiones, que tantos daños ha provocado al béisbol guantanamero. No importa quién dirija, los convocados o no, los olvidos, los favoritismos… lo que vale es lo que tanto queremos y no llega: una corona o, al menos, un buen alegrón para los guantanameros.

Se respiran aires beisboleros en el Van Troi, la “pre” comenzó su accionar, el trabajo de hoy es fuerte, los retos imponen el ritmo y el mañana espera listo para decir sobre el terreno si por fin nos llevamos el “gato al agua”.

2estadio gtmoEl estadio Van Troi, al este de la ciudad de Guantánamo, acoge los entrenamientos de la preselección de los Indios Guerreros del Guaso.

Los Indios calientan motores

La preselección de 52 peloteros de donde saldrá el equipo de los Indios Guerreros del Guaso que participará en la 58 Serie Nacional de Béisbol, entrena desde el 7 de mayo en el estadio Van Troi.

“El grupo lo integran seis receptores, 19 jugadores de cuadro, nueve jardineros y 18 lanzadores, provenientes de todos los municipios y con cuatro juveniles incluidos, los que desde el pasado miércoles iniciaron los juegos de control tras una primera etapa en la que se trabajó esencialmente en las principales problemáticas del conjunto tanto defensivas, sobre todo alrededor de la línea central, como en el corrido y el bateo oportuno”, afirmó Joel Martínez Bertot, comisionado provincial de béisbol.

En la preparación, al lado de los entrenadores y especialistas del conjunto, apoyan parte de los colectivos técnicos de mejores resultados en el pasado campeonato provincial –Guantánamo, Yateras e Imías, mientras el de Maisí participa para tomar experiencias-, y algunas glorias deportivas.

Previo a la constitución de la “pre”, desde inicios del mes de abril, 17 peloteros ya entrenaban en el Van Troi –la base del equipo del año pasado y algunas jóvenes promesas- y del 22 del mes pasado al 4 de mayo se realizó una base de preparación en Maguana, Baracoa, con los pitchers.

Además, para mejorar en las técnicas de dirección a partir de las reglas del béisbol contemporáneo, el director del equipo Eduardo Pavó Suárez junto al preparador físico, pasan en la actualidad un curso en La Habana.

“Hasta el momento hemos recibido un buen apoyo –algo que se percibió ya durante el torneo provincial de primera categoría-, y solo presentamos algunas limitaciones con los bates, situación que debe quedar superada en esta misma semana”, dijo Martínez Bertot.

A los 52 atletas ya concentrados se deben unir próximamente algunos de los peloteros del sub 23 –muy pocos, dado los resultados de ese team- y Robert Luis Delgado una vez termine la Serie Especial.

La preselección recibirá un primer corte eliminatorio abriendo junio en aras de ir nucleando a los jugadores de mayor calidad, y su formación se extenderá hasta finales de julio, previo al anuncio de la nómina oficial para la 58 Serie que debe arrancar en la primera quincena de agosto.