Imprimir
Visitas: 1119

ministra justicia

“El ejercicio jurídico en el país necesita nutrirse de mejores prácticas que devengan en un buen servicio al pueblo, a partir del intercambio de experiencias y capacitación profesional. En este sentido Guantánamo está en condiciones para ello, porque cuenta con el potencial, los recursos y la estructura necesarios”, expresó María Esther Reus González, ministra de Jus­ticia, durante un encuentro que sostuvo con juristas, especialistas y funcionarios del sistema judicial en la provincia.

Añadió además que es importante el trato a las personas y dar la respuesta adecuada, así como diseñar los servicios con menos trámites y profesionalidad para que la imagen del funcionario público y de quienes administran justicia sea intachable.

En su intervención, reconoció los logros aquí en el proceso de renovación del derecho, en función de la calidad de los servicios jurídicos en correspondencia con los Lineamientos 142, 286 y 297 de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución.

Alertó en torno a las deficiencias que tiene el territorio con el ordenamiento inmobiliario estatal, pues faltan por registrar 196 locales de nueve organismos, y fundamentalmente en los municipios de Baracoa, Maisí y Niceto Pérez.

“De ello depende –enfatizó- la garantía de continuar defendiendo y protegiendo jurídicamente el patrimonio del Estado, de igual forma la implementación de acciones como la Ley de Inversión Extranjera, ya que si no tenemos inscripto el inmueble no lo podemos aportar en caso que se requiera o para el arrendamiento de locales para otras formas de gestión no estatal.”

La titular de Justicia hizo una valoración general de las prestaciones legales en Guantánamo y, enfatizó en la necesidad de perfeccionar la legislación, depurar los modos de trabajar en las instituciones y diseñar funcionamientos que sean menos engorrosos para la población.

Durante el intercambio se identificaron también deficiencias en el funcionamiento de los Registros del Estado Civil de los municipios de Baracoa y el Salvador, por causas organizativas, inestabilidad del personal, morosidad en la expedición de certificaciones con 15 días o más y atrasos en las respuestas a la mensajería.

De igual manera se reconocieron los cambios que experimenta el Registro de la capital provincial con la implementación del doble turno desde las siete de la mañana hasta las 7:00 pm, lo que ha reducido la aglomeración de público y la expedición instantánea de 17 mil 28 certificaciones hasta el cierre de septiembre.