Más de 30 parejas disfrutan hoy de la paternidad gracias al Centro provincial de reproducción asistida de Guantánamo, surgido aquí en el año 2010.

 

reproduccion asistidaEl especialista en ginecobstetricia Ángel Ramos Casamayor, jefe del Centro provincial de Reproducción Asistida en Guantánamo y del programa de atención a la mujer infértil en el territorio ha asistido más de 30 partos gracias al programa. Foto: Lorenzo Crespo Silveira.

Para el especialista en Ginecobstetricia Ángel Ramos Casamayor, además de las puramente biológicas, otra de las causas de la infertilidad en Cuba es el desconocimiento. Lo dice con total autoridad desde su puesto de jefe del Centro de Reproducción Asistida en Guantánamo y del programa de atención a la mujer infértil en el territorio.

Para llenar vacíos cognitivos respecto este programa, que abre a las familias sin hijos la posibilidad real de ir más allá de la cigüeña y favorecer, con diferentes técnicas científicas la procreación, Venceremos conversó con este galeno.

¿Qué es la reproducción asistida y cómo se accede a esta?

La reproducción asistida está compuesta por diversas técnicas para ofrecer solución, en gran medida, a las parejas que presenten infertilidad y deseen tener un hijo. Nosotros la aplicamos en la provincia hace tres años, pero a nivel nacional el programa comenzó en el 2007.

La primera consulta es con el médico de familia, quien debe captar a la pareja infértil, que se define como aquella con edades entre 18 y 40 años, y que teniendo relaciones sexuales desprotegidas, en un periodo de un año no haya logrado el embarazo.

De hecho cuando una mujer desea ser madre debe asistir al consultorio, con su compañero, para determinar el riesgo preconcepcional. Si esa revisión detecta algún problema, entonces luego de una evaluación psicológica, son remitidos a la consulta de reproducción que existe en cada municipio, donde se pueden resolver hasta el 40 por ciento de los problemas de infertilidad.

A la provincial, en el Hospital General Docente Doctor Agostinho Neto, van los casos que restan, las mujeres mayores de 35 años, los trastornos de tipo tubo-peritoneal, y problemas de infertilidad masculina que no sean por infección. En nuestro Centro, prestamos servicios hasta de inseminación artificial.

¿Cuáles son las principales causas de infertilidad en nuestra población?

Existen diferentes causas, el 40 por ciento de ellas se encuentran en los hombres y en igual cuantía en la mujer, el otro 20 es desconocido, sin embargo las de las femeninas son las que más tratamos, con procederes quirúrgicos u otras técnicas.

Entre las últimas, se encuentran los trastornos inmunológicos y los ovulatorios, también los que son a nivel de las trompas, cuando tienen líquido, consecuencia de infecciones no tratadas o mal tratadas. Y otras, bastante comunes, son las de tipo endocrino: hipofisiarias (trastorno a nivel hormonal), hiperandrogenisis (síndrome de ovarios poliquísticos), entre otras.

También es posible que la causa sea, simplemente, una incompatibilidad del semen con el mucus cervical (sustancia imprescindible para que se produzca un embarazo en condiciones normales, pues actúa como un reservorio para los espermatozoides), o por patologías de causas inmunológicas o inexplicables, trastornos de la espermatogénesis, que afectan la cantidad y movilidad de los espermatozoides…

Lo que más nos preocupa, sin embargo, es el incremento de infecciones que afectan el aparato reproductor de hombres y mujeres, como la clamidia –el 30 por ciento de las parejas que acuden a la consulta dan positivo al test- que daña las trompas de falopio, y provoca alteraciones funcionales, infecciones, inmovilidad y otras afecciones que traen como consecuencia final la infertilidad.

Hay otros gérmenes como la neisseria, los estreptococos, estafilococos…

Y por último, están los abortos. La mayoría de las pacientes con infertilidad tienen antecedentes de dos o más interrupciones, evitables si se practican relaciones sexuales responsables.

Por otra parte, las mujeres que no han tenido hijos no deben usar dispositivos intrauterinos ni pastillas anticonceptivas, pues previenen el embarazo, pero no las protege de las Infecciones de Transmisión Sexual. Otra práctica no aconsejable es el cambio de pareja constante. Cada vez que usted tiene sexo desprotegido con una persona está teniéndolo con las últimas siete con las que esa persona la tuvo.

reproduccion asistida2rEsta pareja es una de las afortunadas que disfruta de las bendiciones del programa de reproducción asistida de Guantánamo. Foto: Lorenzo Crespo Silveira.

Usted hablaba de procederes quirúrgicos u otras técnicas para el tratamiento de problemas que llevan a la infertilidad. ¿Cuáles son los más comunes?

Las alteraciones en las trompas son los más comúnmente se resuelven de manera quirúrgica. Cuando tienen líquido y se obstruyen, por ejemplo, se les practica una fibroplastia, o sea, se revierten y se hacen permeables, también hay otras técnicas quirúrgicas, como unir una parte media o proximal de la trompa, entre otras.

Tienen una probabilidad de éxito por debajo del uno por ciento, y no solo en Cuba, incluso en otros países se prefiere no hacer plastia, quitan las trompas y pasan directo a la fertilización in vitro. Pero aquí tenemos buenos resultados, nacimientos incluso por este procedimiento.

Cuando los problemas son de ovulación, se usan productos químicos para estimular este proceso en las mujeres.

Y por supuesto está la inseminación artificial. Por lo general, se usa cuando hay una infertilidad de causa masculina, trastornos ovulatorios e inmunológicos, que no pudieron eliminarse con otras técnicas, por citar algunos. Con esta técnica, se extrae el semen, se prepara y se deposita en la cavidad uterina, en el cuello cervical o en la vagina.

¿Cómo se ha comportado la tasa de éxito?

Solo una de cada 10 parejas que acuden a consulta –se han atendido a más de 300 en unas cuatro mil consultas, más de un centenar mujeres con más de 35 años- logran descendencia. Es importante que la población sepa estos números porque no queremos crear falsas expectativas.

No obstante, en estos años, hemos logrado 43 embarazos, de los cuales han llegado a feliz término 30. Este año, por ejemplo, tenemos 15 gestantes. Puede parecer una cifra desesperanzadora, pero esta asistencia especializada a la reproducción da alternativas a personas que de otro modo no hubiesen tenido ninguna posibilidad de procrear.

La consulta está diseñada para obtener resultados luego de un año de tratamiento, todo depende de la edad de la mujer, el tiempo de infertilidad, el que llevan de casados, y otros factores. Aquí con una paciente mayor de 35 años y más de dos años de relación, pasamos directo a la estimulación ovárica con inseminación, en ciclos que duran aproximadamente seis meses.

¿Y si esto no resulta?

Pasamos al tercer nivel, que existe en La Habana, Cienfuegos y Holguín, donde hacen la reproducción asistida de alta tecnología (in vitro), que es fecundar el óvulo fuera de la cavidad y luego implantarlo dentro del útero, y la inyección intrasitoplasmática de espermatozoides.

Generalmente los casos que se tratan allí son por causas tubo-peritoneal, que no se pudo solucionar acá con tratamiento quirúrgico, las personas que han tenido dos ectópicos, y todas aquellas que no lo lograron con inseminación artificial.

¿Cuáles son las expectativas de este servicio?

Estos procederes requieren de especialistas altamente calificados –las consultas se integran por lo general de obstetras, urólogos, psicólogos, biólogos- y condiciones materiales como laboratorio, centro de inseminación, que los tenemos.

Por lo pronto, estamos esperando equipos más eficientes como un microscopio óptimo de última generación, un equipo de ultrasonido, centrífugas y flujo laminar. Son, por cierto, técnicas muy caras que acá se ponen a disposición de las parejas de forma totalmente gratuita. Los tratamientos, la cirugía, las inseminaciones intrauterinas, por ejemplo, las más sencillas, pueden costar hasta mil dólares, y las de alta tecnología hasta 20 mil.

En general, nuestras mayores expectativas son incrementar los nacimientos, que las parejas en edad fértil cuiden sus cuerpos y los preparen para la concepción, y que aquellos que teman no poder procrear acudan a nuestras consultas sin demora, porque mientras más jóvenes mayores son las posibilidades de éxito.

reproduccion asistida3La consulta de reproducción asistida está bien equipada y tiene un personal médico especializado. Foto: Lorenzo Crespo Silveira.

Comentarios   

0 #1 ovodonacion decir la verdad 02-11-2015 10:52
Hola demasiado tiempo esperando a ser madre Lo hemos conseguido!
gracias a la donación de óvulos y a una mujer anónima que nos ayudó gracias
Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar