hospital pedriatrico cumpleañosInaugurar la entrada del Hospital Docente Pediátrico Pedro Agustín Pérez es una de las proyecciones para el 98 aniversario. Fotos: Lorenzo Crespo Silveira

Juan Carlos tiene nueve años. Padece insuficiencia renal y estaba obligado a frecuentes viajes a Santiago de Cuba para asistencia de hemodiálisis. En Guantánamo no existía ese servicio para menores de edad.

Ya el pequeño no necesita realizar largos ni agotadores traslados fuera de la provincia: como parte de los avances que se han introducido en el Hospital Docente Pediátrico Pedro Agustín Pérez, de esta ciudad, y que incluyen la coordinación con Santiago de Cuba para trasladar el equipamiento necesario y los especialistas hasta Guantánamo, cuando los pacientes lo requieren, explica Leonides Wilson Chibás, director de la institución sanitaria.

La baja tasa de mortalidad infantil es otro de los logros de la institución sanitaria. Datos de la década del 70 recogen más de 200 niños fallecidos por cada mil nacidos, sin embargo, afirma Wilson Chibás, hoy la cifra de fallecidos menores de un año, principalmente por malformaciones congénitas, no sobrepasa de ocho.

Estos avances se suman a la lista de motivaciones para festejar, hoy seis de noviembre, el aniversario 98 de la vetusta institución sanitaria.

Recuento del “Infantil”

La construcción del entonces Hospital General Pedro Agustín Pérez inició en 1914, con cuatro pabellones de ingreso, un salón de operaciones, un local para el lavado a mano de textiles, un fogón de leña, cuatro médicos, cinco enfermeras y diez trabajadores de servicio. Su inauguración fue el seis de noviembre de 1918.

Hasta 1959 era el único centro de salud al alcance de la población pobre de la ciudad del Guaso.

Pero con el Primero de Enero todo cambió: iniciaron las primeras ampliaciones que lo dotan en la actualidad de moderno cuerpo de guardia, banco de sangre, quirófano, terapia intensiva e intermedia, mientras su capacidad de ingresó aumentó con nuevas salas hospitalarias.

A las transformaciones se suman cocina comedor, servicio de información y telefonía, lavandería moderna, laboratorios de microbiología, inmunoquímica, genética y anatomía patológica, nueva área de rayos X, banco de leche, ultrasonido y tomógrafo.

Pero no fue hasta 1981, cuando se inaugura el Hospital General Docente Doctor Agostinho Neto, que el Pedro Agustín Pérez se especializa en Pediatría.

“En los últimos años se han incluido servicios como neurocirugía, hematología, y otros hasta sumar 27”, informa Wilson Chibás.

Hoy el hospital, que integra también el policlínico Especialidades Pediátricas, cuenta con mil 300 trabajadores, más de 350 camas y atiende diariamente alrededor de 200 pacientes.

leonides director hospital pediatricoLeonides Wilson Chibás, director de la institución. Fotos: Lorenzo Crespo Silveira

Preparando la fiesta

El aniversario amerita fiesta, y la fiesta se prepara. Con el propósito de resaltar la historia del hospital desde el viernes se realizaron actividades político-culturales; matutinos especiales; e intercambios con profesores jubilados. “También se hizo una feria con productos agropecuarios y de Frutas Selectas para los trabajadores de la instalación, celebraciones en centros recreativos, y para los más pequeños actuaciones de payasos”, abundó el directivo.

Como parte del proceso de reparación y mantenimiento al cual se somete el hospital, se proyecta inaugurar, por el nuevo aniversario, la entrada del centro y el salón de espera para los acompañantes.

Se acerca ya al siglo de vida el Pedro Agustín Pérez, y más que envejecer, se renueva cada día con instalaciones y servicios, para mejor atención y mayor satisfacción de sus pequeños pacientes y familiares acompañantes.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Guantánamo en el Lente

Fotogalería: Imprescindibles damas del campo

mujeres campesinas9 mujeres campesinas4mujeres campesinas8

Las mujeres cubanas constituyen fuente de inspiración y pilar importante en todas las ramas de la sociedad, independientemente del lugar donde realizan sus siempre valiosas tareas, con demostrada sabiduría, responsabilidad, ternura y el amor que imprimen a cuantas acciones emprenden.

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar