asamblea anapFoto: Leonel Escalona Furones

Lograr que la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños (Anap) funcione bien y estable en todas las instancias, pero fundamentalmente en las cooperativas, fue el principal compromiso de los delegados a la asamblea de balance, renovación y/o ratificación de mandatos en Manuel Tames, con la cual inició ese proceso a nivel municipal en la provincia de Guantánamo, con mira al XI Congreso de la organización.

Precisaron que en esas estructuras cuando los miembros se reúnen para analizar cómo explotar más y mejor la tierra, diversificar los cultivos, realizar la contratación con objetividad, velar por su cumplimiento y demandar a quienes no lo hacen, ampliar la comercialización, enfrentar el delito, las ilegalidades y la corrupción, exigir a la junta directiva por su misión, entre otros asuntos comunes, los resultados son superiores, como demostraron las asambleas de base.

Por eso, los participantes llamaron a que cada socio de la Anap se revise por dentro para saber qué hizo o dejó de hacer en su entorno para impulsar esas y otras complejas tareas, que forman parte de los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución, y dar el salto en el incremento de la producción de alimentos que de ellos espera el pueblo.

Tras evaluar con profundidad el funcionamiento y vida interna de la organización, asunto del que pende todo lo demás, según Enrique Romero Pérez, presidente de la Anap en la provincia, muchos delegados elogiaron el curso de superación impartido a integrantes de juntas directivas e insistieron en mantener la capacitación de campesinos y cooperativistas sobre asuntos económicos y jurídicos, para entender las transformaciones que impone la actualización del modelo económico cubano.

Aunque en Manuel Tames los jóvenes y las mujeres representan el 6,1 y 19,1 por ciento, respectivamente, de la membresía de la Anap, abogaron también por mayor incorporación de estos a las cooperativas, por su utilidad en cargos de dirección, la producción y el cumplimiento de las tareas de la organización en las actuales circunstancias y como garantía del futuro.

Varios participantes argumentaron la importancia de sembrar pastos y forrajes para el ganado, y el campesino Rafael Medina, de la Cooperativa de Créditos y Servicios Ángel Bousa, explicó la necesidad de racionalizar los alimentos y utilizar otros alternativos como el mapén, la yuca, el boniato, la palmicha, la jícama…, ricos en proteínas, aminoácidos, fibras y energizantes, mediante la fermentación en estado líquido y sólido, así como residuales de cosechas.

Medina, porcicultor con relevantes resultados a nivel provincial y nacional, entregó un cheque por valor de cinco mil pesos a la dirección de la Anap, en nombre de los trabajadores de su finca La Juanica y su familia, para sufragar los gastos del XI Congreso de esa organización, a celebrarse del 15 al 17 de mayo.

El proceso con vista al cónclave de los campesinos cubanos inició en noviembre con las asambleas a nivel de cooperativa, continúa con las municipales hasta el 8 de marzo, y como colofón será la provincial el 18 de ese propio mes.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Guantánamo en el Lente

Fotogalería: Imprescindibles damas del campo

mujeres campesinas9 mujeres campesinas4mujeres campesinas8

Las mujeres cubanas constituyen fuente de inspiración y pilar importante en todas las ramas de la sociedad, independientemente del lugar donde realizan sus siempre valiosas tareas, con demostrada sabiduría, responsabilidad, ternura y el amor que imprimen a cuantas acciones emprenden.

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar