guantanamo acto arroyo hondoJosé Duverger Rodríguez, primer secretario del Partido en el municipio cabecera, rindió homenaje a la memoria de Arcid Duverger y demás caídos en Arroyo Hondo. Foto: Lorenzo Crespo Silveira

Niños, jóvenes y población en general de Arroyo Hondo, junto a dirigentes del Partido y el Gobierno en la provincia y el municipio de Guantánamo, rememoraron en el lugar el combate que hace 120 años salvó a José Martí, Máximo Gómez y otros independentistas de caer en manos de los colonialistas españoles, el 25 de abril de 1895.

La caída en ese combate del bravo coronel mambí Arcid Duvergel Lafargue y los detalles de la gesta fueron resaltados por José Sánchez Guerra, presidente de la Unión de Historiadores de Cuba (Unhic) en la provincia, en el acto presidido por Enermis Gallardo Moreira, jefe del departamento político ideológico del Partido en la provincia.

El homenaje, en el sitio histórico del Consejo Popular Paraguay, a una decena de kilómetros al sureste de esta ciudad, fue encabezado también por José Duverger Rodríguez y Alexis Perigó Cuza, primer secretario del Partido y vicepresidente de la Asamblea del Poder Popular, respectivamente, en el municipio de Guantánamo.

El apoyo de los vecinos de Arroyo Hondo a la lucha por la independencia de la Patria en aquellos días fue el más fecundo de aquella contienda, significó Sánchez Guerra.

Igualmente ante Bernardo Pérez, nieto de Pedro Agustín Pérez, líder independentista guantanamero, el historiador significó el rol del capitán José Modesto Pérez, de la vecindad, e Inocencia Araujo en el aviso a José Maceo del peligro que acechaba a los jefes revolucionarios de caer en manos de las tropas españolas.

El dominio sobre el contiguo puente en el entonces camino real a Baracoa fue el objeto en disputa entre los mambises de Pedro A. Pérez y José Maceo, que salieron a marcha forzada a las 12 de la noche, y seguidamente combatieron desde las 11 de la mañana, y derrotaron allí a la columna española salida de Guantánamo.

“La Revolución se había salvado”, subrayó el orador al recodar que Martí y Gómez en la proximidad de La Yuraguana escucharon los ruidos de la lucha, y marcharon luego a la victoria, lo cual destacaron en sus respectivos diarios.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

feed-image RSS