raymondRaymond, uno de los 10 mejores atletas escolares de Guantánamo en 2015, agradece a su padre, familia y entrenadores lo que ha logrado hasta el momento. Leonel Escalona Furones

Cuando a los 12 años Raymond Pacheco Rodríguez fue descubierto por Miguel Rojas, su entrenador en aquel entonces en el campo de tiro del Combinado Deportivo Centro de la urbe guantanamera, no sospechó jamás que a sus 16 sería prospecto del equipo nacional en ese deporte y estaría, en tan solo un año, entre los 10 mejores atletas de la provincia en la categoría escolar.

“Ingresé a la Escuela de Integración Deportiva (EIDE) en séptimo grado, en la modalidad de pistola. Pedro Enrique Estévez fue mi primer entrenador allí, quien me formó y con quien tuve mis iniciales resultados, con él participé en mi primera competencia en octavo grado”, me cuenta Raymond con una modestia que no cabe entre tantas medallas.

Para sus segundos Juegos Escolares Nacionales, con sede en Sancti Spíritus en el mes de julio de 2014, contaba ya con algo de experiencia, cosa que demostró tras agenciarse cuatro preseas, una dorada, dos plateadas y una bronceada. A lo más alto del podio escaló por equipo en la prueba de Tiro Rápido (cinco disparos en un tiempo determinado), los segundos lugares, individual y en conjunto, los obtuvo en la modalidad de Fuego Central (sumatoria de disparos de precisión y en duelo), y el bronce, nuevamente en Tiro Rápido, esta vez solo, siendo seleccionado allí como el mejor atleta de Cuba en su categoría.

No conforme con esto, al próximo año, además de participar en los Escolares, se estrenó en Olimpiadas Juveniles, en igual sede y similar fecha, alcanzando tres oros, dos subtítulos y un bronce en la primera, y un título y dos platas en la segunda.

No cabe dudas que los resultados descritos se logran en los entrenamientos y sobre su formación física y técnica nos dice: “debo fortalecer más los brazos, sobre todo los tríceps, y la muñeca para el tranque del arma, y las piernas, pues debo permanecer mucho tiempo parado. Técnicamente cada día trato de perfeccionar más la coordinación de los disparos para lograr tiros más exactos.

“Me siento más cómodo en el Fuego Central, a pesar de que en los entrenamientos no es ahí donde rindo más. Aquí soy más estable en el Tiro rápido”, expresó este joven, quien además confesó su admiración por Jorge Grau Potrillé (miembro de la selección nacional), a quien ve como ejemplo a seguir, y añadió que como meta personal, de no cumplir su propósito de formar parte del equipo Cuba, querría graduarse como médico.

Para él combinar las clases con el entrenamiento no es un problema y resalta que “cuando uno quiere algo debe esforzarse para lograrlo”, y la escuela y el deporte son sus objetivos fundamentales.

Pero como todo, nada es color de rosa, y un sinnúmero de dificultades respecto a recursos e implementos deportivos frenan su preparación. “Creo que el principal problema que afecta a todos, no solo a mí, es el tema de las municiones (balas), algo generalizado en todo el país. Contamos, prácticamente, solo con las de la competencia”, comenta.

Pero las vicisitudes no empañan sus metas y afirma: “este año me propongo volver a ranquearme en la categoría juvenil, superar mis marcas, tratando de llegar a mi objetivo, la selección nacional”.

Desde el 2014 Raymond es perspectiva inmediata al seleccionado de mayores, además participó en febrero de 2015 en el Torneo Élite, efectuado en la tierra del Yayabo, certamen que acoge a los atletas del equipo Cuba e invitados escolares y juveniles que la Comisión Nacional selecciona entre los mejores atletas de cada territorio. A este evento volverá a asistir en el mes próximo.

Más allá de la exigencia que el deporte demanda en su vida, Raymond es un muchacho normal, que gusta de ver películas y hacer lo de todo adolescente, pero con la responsabilidad cada jornada de poner un granito de arena en pos de su sueño, ser campeón olímpico.

Los rivales del occidente y la fuerte preparación de su compañero de equipo, Gabriel Fernández González, excelente tirador, no le hacen dudar, pues su principal contrincante es él mismo.

Hoy cursa el onceno grado, y lo encontramos siempre allí, en el Campo de Tiro de la Ciudad Deportiva, al sureste de Guantánamo, en lo de siempre, tratando de poner la bala, donde pone el ojo.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

La Receta de Hoy

Pan de jamón y queso

pan de jamon y queso 2 pan de jamon y queso 7pan de jamon y queso 1

Hoy traemos una receta sorprendente: el exquisito Pan de Jamón y Queso. Es una receta familiar de origen español del arquitecto Roberto Arizmendi. El Pan de Jamón y Queso es un pan típico para fiestas o momentos especiales que será relleno con uvas pasas, aceitunas y por supuesto jamón y queso. Esperamos les guste.

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar