Para un profesional de la fotografía de prensa es difícil visitar Baracoa e irse de este encantador municipio sin antes haber tomado algunas fotos, siempre con la intención de compartirlas con los amigos o lectores del medio para el cual trabaja.

Recientemente en un atípico periplo de trabajo por la ciudad primada de Cuba, la pertinaz y característica lluvia nos dio a intervalos la posibilidad de un pequeño vistazo a sus calles e instalaciones para tomar algunas fotos, que en parte satisfacen nuestra intención.

A pesar de ser una ciudad que próximamente cumplirá 504 años de su fundación como primera villa cubana, mantiene y en gran parte renueva sus valores patrimoniales siempre con la vista puesta en conservar el estilo colonial que la caracteriza.

Por ello, es fácil después de rebasar el maravilloso viaducto La Farola ver construcciones techadas con tejas francesas, balcones volados y numerosos elementos de una arquitectura que logra combinar de manera armónica lo nuevo con lo antiguo.

Esta es sólo una muestra de cuanto puede encontrarse en la ciudad de Baracoa.

0001Busto del indio Hatuey, quien por años anduvo por los diferentes parajes baracoenses.

0003Hotel Plaza, uno de los más antiguos de Baracoa, totalmente remozado.

0004En muchas instituciones se han recuperado los balcones bolados, característicos de construcciones coloniales.

0006Algunas instalaciones de la época conservan sus valores gracias a las constantes labores restauración.

0010A la izquierda el Hostal Río Miel, instalación turística recién construida frente al Hotel La Rusa.

0011En las nuevas construcciones al estilo colonial se emplean para techos las tejas francesas.

0013Los encantos de Baracoa atraen cada año a muchos turistas.

0014Este restaurante particular perpetúa la fecha de fundación de la primera villa cubana

0016La estatua del pelú de Baracoa ahora trata de proteger a los pobladores de su propia maldición.

0017En establecimientos vecinos se combinan armónicamente lámparas, verjas, columnas, arquitrabes y otros elementos de la arquitectura colonial.

0018La iglesia Nuestra Señora de la Asunción de Baracoa, institución totalmente remozada que atesora La Cruz de La Parra, única de su tito existentes de las plantadas en toda la isla por Cristóbal Colón.

0020Balcones y techos que conservan las tejas y otros elementos con que fueron construidos

0021Maravilla de la arquitectura cubana, el viaducto La Farola atraviesa el macizo montañoso para facilitar el acceso a Baracoa.

 

 

Comentarios   

0 #1 lorenzo 16-03-2015 13:01
bella ciudad, siempre brindando algo nuevo y encantador fácil de encontrar entre su gente y sus calles...
Citar
+1 #2 ROLDI 18-03-2015 02:15
BARACOA,NUESTRA ENCANTADORA CIUDAD,SENCILLA,HERMOSA,FRESCA,ACOGEDORA, QUE SE TORNA MAS ESPECIAL CON LA SENCILLEZ Y HUMILDAD DE SU GENTE.OJALÁ UN DIA SE LE PRESTE MAS ATENCION A SU CASCO HISTÓRICO Y SE APOYE CON MAS RECURSOS DESDE EL GOBIERNO PROVINCIAL Y CENTRAL PARA RECUPERAR TANTAS CONSTRUCCIONES QUE SE HAN PERDIDO ALLI.LA PRIMERA EN EL TIEMPO NECESITA MAS ATENCION,CONSTANTE,PARA PRESERVARLA MAS.
Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

La Receta de Hoy

Tarta de piña sin horno

tarta de pina sin horno 4 tarta de pina sin horno 5tarta de pina sin horno 0

Esta tarta de piña sin horno es un clásico de los postres sencillos y cómodos porque no hay que ser experto para hacerla. La podemos preparar en formato redondo o en formato rectangular, que también queda muy bonita. Es tan deliciosa como efectiva, con un sentido sabor a piña si usamos la gelatina de este sabor. Una estupenda forma de iniciarse en la repostería y uno de esos postres que gusta a todo el mundo.

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar