carlos Veranes

A las cinco de la madrugada inicia su día. Un pomo de agua bien fría se convierte en el sustituto perfecto del tradicional café. Luego el desayuno, y todo listo para iniciar la jornada laboral que en muchas ocasiones superan las ocho horas.

Es esa la rutina que día tras días y durante 52 años de trabajo cumple estrictamente Carlos Veranes Michel, operador de grúa en la cantera Luis Raposo, perteneciente a la UEB de Materiales de la Construcción de Guantánamo, ubicada en el kilómetro 8 de la autopista nacional.

Un “gruero”, que traspasa las barreras del anonimato luego de varios años de entrega incondicional a su labor y que tras haber obtenido varios reconocimientos le fuera conferida la condecoración de Héroe del Trabajo de la República de Cuba, que otorga el Consejo de Estado.

Octavos de final  

Veranes Michel le atribuye su fuerza, entrega y sacrificio, a sus raíces africanas, haitianas y toda la mezcla que pueda llevar en sus genes, pues asegura que de todas tiene un poco. Pero sobre todo el espíritu trabajador –resalta- viene de la familia, principalmente del ejemplo que siempre le dio su padre, quien por más de 50 años se desempeñó como operador de grúas en la zafra azucarera.

“Para apoyar a mis padres a los 16 años comencé a laborar en la construcción como ayudante en la planta de prefabricados Sandino, también en la arenera de Malabé y fui carpintero hasta pasar el curso de operador de grúas y comenzar en la cantera de donde se extraen los áridos para producir el granito para hacer materiales prefabricados.

El trabajo de un “gruero” –explica- es muy arriesgado: hay que subir por pendientes elevadas en caminos estrechos, lo cual exige observar las medidas de seguridad y aplicar mantenimiento constante a la grúa. “

Cuartos de Final

Integrante durante 33 años del movimiento vanguardista de la construcción a pie de obra, Carlos declara que lo mismo ponen ladrillos, baten mezcla o ciernen arena.

“La edificación de la Terminal de Ómnibus, la escuela 24 de Febrero, el boulevard, la Flor de Paseo, entre otras obras, y turnos de 12 horas descargando patanas de cemento en Boquerón, son algunas de las tareas que hemos apoyado, y todo eso aparte del trabajo como gruero.”

Pero el trabajo constante también lo combina con la ayuda en la preparación de actividades como las celebraciones por el día del constructor en las cuales a pesar de no ser buen cantor o bailador tira su pasillo y tararea canciones, pues la música es otra de sus pasiones.

Semifinales

Veintisiete veces Vanguardia Nacional, distinciones como la Armando Mestre Martínez por los 25 años de servicio, la Jesús Menéndez y la Orden Lázaro Peña son otros lauros acumulados por este sencillo cubano, quien agradece el apoyo incondicional de su familia, “algo clave todo el tiempo.”

“Lo importante es hacer bien tu trabajo, el que sea, hay que dejar huellas. Esa es mi premisa, siempre trato de ser ejemplo”.

A las puertas de la jubilación, Carlos Veranes Michel, dice estar preparado para el cambio de actividad, aunque “no puedo estar quieto un segundo, camino diario cuatro kilómetros para mantenerme en constante actividad.”

La Final: metal dorado

El gruero más experimentado de la cantera Luis Raposo, en jaranas, refiere haber llegado al podium y con la medalla de oro tras ser nombrado Héroe del Trabajo de la República de Cuba, condecoración que a su decir debe convertirse en meta de los más jóvenes.

“Este reconocimiento es mi mayor alegría y lo más grande que puede recibir un trabajador luego de tantos años de consagración. Me siento un campeón olímpico del trabajo”.

Comentarios   

0 #1 meralis 11-05-2018 15:06
Muchas felicidades para Carlos Veranes Michel
Citar
0 #2 Mimisma 11-05-2018 21:01
!Felicidades para este héroe de ébano, un gran ejemplo para los cubanos!
Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

feed-image RSS