embarazo ectopico

La detección de casos de embarazo ectópico en adolescentes es sumamente preocupante para el personal médico del Hospital Pediátrico Pedro Agustín Pérez, de la ciudad de Guantánamo, por la alta incidencia en la provincia, y porque la atención tardía puede comprometer la vida de las pacientes.

El embarazo ectópico ocurre cuando este se desarrolla fuera del útero, generalmente en las trompas de Falopio, en un ovario o en algún otro lugar del abdomen; ocasiona una hemorragia interna y el tratamiento es quirúrgico.

“Múltiples causas lo provocan, entre ellas, las afecciones ginecológicas mal tratadas o no atendidas. Entre los signos de alarma están el sangrado vaginal, el dolor pélvico, el desmayo o la pérdida del conocimiento, la marcada palidez y la distensión abdominal. La ausencia de menstruación indica que es posible un embarazo y el resto de los síntomas avisa que no transcurre de manera natural”, especifica el doctor Mario Giraudy Zúñiga, especialista de Primer Grado en Cirugía.

El también jefe del Servicio de Cirugía en el Pediátrico explica que, en la mayoría de los casos, las niñas ocultan que están embarazadas por vergüenza, temor…, y algunas madres ni siquiera llegan a saber cuándo sus hijas inician las relaciones sexuales, por lo que carecen de una orientación para enfrentar los problemas que pueden generarse a partir de ese momento.

Advierte que la vida sexual en las niñas inicia en edades cada vez más tempranas, por lo que “en Guantánamo, el incremento del embarazo es más notable. Los métodos anticonceptivos como los hormonales o dispositivos intrauterinos interfieren en el desarrollo de las adolescentes, pero pueden usarlos después de la valoración del médico”.

El especialista insiste en la importancia en educar sobre la base de que el uso del condón es el método más eficaz para evitar, además del embarazo, las infecciones de trasmisión sexual que dañan las trompas de Falopio y ocasionan la inflamación pélvica, por eso -dice-, “la mejor manera de evitar el ectópico y el consiguiente riesgo para la vida es a través de las relaciones sexuales protegidas en el momento en que el organismo de la niña esté apto”.

Los profesionales de la Salud trabajan de conjunto con sectores sociales, la escuela y la familia para prevenir el embarazo ectópico, pero aún falta aunar más esfuerzos y voluntades para incidir en su disminución en las adolescentes en la provincia y, con ello, impedir las complicaciones que pueden generarse y afectar hasta la vida de las pacientes.  

Comentarios   

0 #1 LIA 26-06-2019 16:15
:-| considero necesario que sigan las audiencias sobre todos estos temas en cualquier radio de acción, medio de difusión y todas las enseñanzas, hoy en día el trabajo con los jóvenes tiene que ser más persevero, se debe buscar un método por el cual trasmitirle esto y lo puedan entender; otro aspecto fundamental es la falta de preservativos que hay en las farmacias.
Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

feed-image RSS