1Suman más de 40 las rastras destinadas a la transportación de recursos para los territorios afectados por Matthew.Pasó Matthew y, con su azote, dejó una triste escena de desastres. Casas, árboles, postes, cables... el suelo cubierto de cuanto encontraron en su travesía los fuertes vientos y las copiosas lluvias.

Cuantificar los daños es devastador, pero la esperanza de la ayuda supera cualquier dolor: el Gobierno cubano no dejará a nadie desvalido.

Así comenzó a movilizarse el archipiélago cubano, y desde todas partes salieron recursos y trabajadores dispuestos a apoyar a los damnificados en las labores recuperativas, entre ellos destacan los eléctricos.

2Transformadores, cables, breakers, fusibles y conectores son algunos de los recursos almacenados en las instalaciones de ATM.

¡Llegaron los trabajadores de la Eléctrica!

La expresión encierra tanta alegría como esperanza. Acabar con el inmenso apagón en el que Matthew sumió a los municipios de San Antonio del Sur, Imías, Maisí y Baracoa ha sido una tarea ardua, para la cual se destinan cuantiosos recursos y mucha fuerza de trabajo.

"El costo de los materiales que la Unión Eléctrica destinó para las labores recuperativas en los territorios afectados supera el millón de dólares y los 500 mil pesos en moneda nacional y, a pesar de la magnitud del desastre y la urgencia de las medidas, hasta la fecha se da rápida respuesta a las necesidades, según se detectan", afirma Eider Irbe López, director de la Unidad Empresarial de Base (UEB) Aseguramiento Técnico-Material (ATM) de la Eléctrica Guantánamo.

Transformadores, cables, interruptores, breakers, lámparas, postes, tomacorrientes, fusibles, conectores y otros productos, suministrados principalmente por Ergomat (Empresa de Materiales para la Energía), se trasladan hasta los municipios azotados por el meteoro, tarea en la cual es primordial el apoyo de más de 40 rastras de Almacenes Universales y la Empresa de Transportación Pesada de la Unión Eléctrica (ETEP).

3Eider Irbe López, director de la Unidad Empresarial de Base (UEB) Aseguramiento Técnico-Material (ATM) de la Eléctrica Guantánamo.

A pesar de los grandes daños, las extensas jornadas laborales (15 horas diarias) y las condiciones de contingencia, ya San Antonio del Sur e Imías recibieron todos los recursos para el restablecimiento del servicio, y actualmente se encuentran a un 97 y 98 por ciento de electrificación, respectivamente.

No sucede así en Baracoa y Maisí, pues esos municipios, además de estar en peores condiciones, fueron los de más difícil acceso, independientemente de lo cual cuentan con la mitad de los materiales necesarios y están a un 42 por ciento de la recuperación energética el primero, y a un ocho el segundo.

Los resultados son obra del apoyo solidario de más de mil trabajadores eléctricos de las provincias de Camagüey, Santiago de Cuba, Granma, La Habana, Holguín y Ciego de Ávila, quienes dejaron la comodidad de sus hogares para laborar en condiciones de contingencia donde la Revolución los reclamaba.

4Rolando Gamboa Olivares es un operador de montacargas de La Habana, que no tienes reparos en vivir en contingencia si de solidaridad se trata.

Solidaridad desde todas partes de Cuba

Rolando Gamboa Olivares tiene 26 años y es operador de montacargas. Hace más de 15 días que este joven habanero llegó a Guantánamo, y aunque trabaja en condiciones de campaña, afirma no tener problemas, pues vino para apoyar en la recuperación de los municipios afectados tras el paso del huracán Matthew.

"Aquí se vino a trabajar, todos sabíamos que no iba a ser fácil ni cómodo, pero el momento lo requería y hay mucha gente que cuenta con nosotros, con nuestra ayuda", manifestó mientras se aprestaba a trasladar productos del almacén.

Similar es el caso de Ramón Madruga García, chofer de la ETEP de Cienfuegos. Al igual que Rolando, espera la carga e instrucciones para salir rumbo a Baracoa.

55Ramón Madruga García es chofer de la ETEP de Cienfuegos, vino a Guantánamo dispuesto a trabajar en la recuperación, sin perder un minuto.

"Estamos aquí en condiciones difíciles, durmiendo en colchones, en el suelo o en el camión, depende de lo que aparezca cada día, pero lo importante es cumplir con la misión que nos trajo a Guantánamo: ayudar en la recuperación, por eso estoy en contra de perder el tiempo, hace falta organización del trabajo para aprovechar cada minuto", comenta Ramón.

"Realmente han existido dificultades desde el punto de vista organizativo -explica Gustavo Osorio Nápoles, jefe de ATM en el almacén central de la Eléctrica- es lógico que suceda en casos como este por el volumen de productos y la premura de la situación, pero erradicamos los problemas y coordinamos mejor".

Argumenta, además, que desde la fase informativa empezó la distribución de materiales desde las empresas suministradores hasta el almacén central de la eléctrica en la provincia, los cuales se recepcionaron, se elaboró la documentación requerida y comenzó la distribución hacia las zonas afectadas.

Matthew es un mal recuerdo. Sus destrozos fueron graves, tardará restañar las heridas que dejó, pero el apoyo no falta, se expresa en las decenas de rastras que transitan por la Vía Azul, muchas, muchas de ellas con la infraestructura que energiza la provincia.

6Gustavo Osorio Nápoles, jefe de ATM en el almacén central de la Eléctrica.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Guantánamo en el Lente

Fotogalería: Imprescindibles damas del campo

mujeres campesinas9 mujeres campesinas4mujeres campesinas8

Las mujeres cubanas constituyen fuente de inspiración y pilar importante en todas las ramas de la sociedad, independientemente del lugar donde realizan sus siempre valiosas tareas, con demostrada sabiduría, responsabilidad, ternura y el amor que imprimen a cuantas acciones emprenden.

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar